renta fija y renta variable

¿Renta Fija o Renta Variable?

Si estás leyendo este artículo es porque estás buscando información para saber dónde y cómo invertir tus ahorros.

¿Es mejor ir a la comodidad y «seguridad» que nos da la Renta Fija y así no complicarte la vida, o quizás es preferible un producto de Renta Variable para optar a ganar más rentabilidad, a pesar de tener más «riesgo»?

He puesto entre comillas esas palabras porque son conceptos muy arraigados que hay que explicar mejor y que no siempre son así, por lo que te invito a seguir leyendo porque al final de este artículo tendrás totalmente claro qué es la Renta Fija, qué es la Renta Variable y cuál es la más interesante para ti en cada momento 😉

¡Comenzamos!

👉 ¿Qué es la Renta Fija?

Veamos la definición de Renta Fija:

La Renta Fija es un tipo de inversión en el que la rentabilidad que se espera obtener es conocida desde el inicio de la inversión.

Una vez claro este concepto, hay que tener en cuenta que Renta Fija no es igual a Seguridad. O al menos no siempre.

Para entender esto te pongo un ejemplo:

Imagina que quieres comprar bonos del Estado Griego en 2010, cuando Grecia estaba sumida en una de las mayores crisis financieras de su historia.

La rentabilidad de esos bonos es del 15% anual. Es decir, que sabes que al final de ese año, en teoría tendrías que obtener ese 15% de beneficios. Pero…

¿Te parecen seguros esos bonos del Estado Griego? ¿Los comprarías?

Que un producto tenga una rentabilidad fijada de antemano no significa que ese producto sea más seguro. Es importante diferenciar estos dos conceptos para evitar problemas en el futuro y que no nos llevemos a engaños con productos «supuestamente» seguros que luego no lo son tanto.

Por todo lo anterior, Renta Fija no es igual a seguridad.

✅ Productos de Renta Fija

Los productos de Renta Fija pueden ser de 2 tipos: públicos o privados. Te los detallo a continuación:

  • Productos de Renta Fija pública: provienen de una entidad estatal. Ejemplos de estos productos son deuda pública, bonos y obligaciones del Estado o letras del Tesoro.
  • Productos de Renta Fija privada: provienen de una entidad privada (empresas, bancos…). Ejemplos de estos productos son pagarés de empresa, bonos y obligaciones privadas o participaciones preferentes.
inversiones en valores

👉 ¿Qué es la Renta Variable?

Veamos qué es la Renta Variable:

La Renta Variable es un tipo de inversión en el que la rentabilidad es incierta y, por lo tanto, no la conocemos de antemano.

Los productos que funcionan con Renta Variable tienen la connotación de que son más arriesgados y que puede podríamos perder todo nuestro dinero en un caso hipotético.

Pero, como en el caso de la Renta Fija, te voy a poner un ejemplo para evaluar esta afirmación.

Imagina que quieres comprar acciones de Apple justo cuando salió el primer iPad en 2011. Ya había salido el iPhone y había supuesto un gran impulso para la compañía. Si hubieses comprado esas acciones, a finales de ese año hubieras ganado más de un 12% de rentabilidad.

Ahora bien, también puedes invertir en acciones de una Pyme que lleva 2 años en el mercado y que tiene buenas perspectivas de crecimiento pero no sabemos realmente cómo va a funcionar.

Por eso es importante entender que Renta Variable no significa necesariamente riesgo al 100%, puesto que luego, cuando comparemos ambas opciones de inversión, te daré la fórmula para diluir al máximo el riesgo de la Renta Variable 😉

✅ Productos de Renta Variable

Los productos más conocidos de Renta Variable son las acciones de empresas que cotizan en bolsa, aunque también existen otros como fondos de inversión, futuros, opciones, criptomonedas…

Lo importante es que son productos que tenemos que estudiar muy bien para entender su comportamiento pasado, por qué han tenido los resultados que obtuvieron y, sobre todo, estudiar su contexto actual y sus previsiones para poder estimar aproximadamente qué movimientos harán en el futuro próximo.

👉 ¿Cuál es la mejor opción de inversión?

Para esta pregunta solo hay una respuesta: los dos tipos de inversión.

Porque para tener una buena estrategia de inversión hay que tener cubiertos tanto el largo como el corto plazo y para conseguirlo debemos tener productos tanto de Renta Fija como Renta Variable.

¿Te acuerdas que te dije en el apartado de qué era la Renta Variable que te daría la fórmula para diluir el riesgo de la Renta Variable?

Pues esa fórmula es muy simple: utiliza productos de Renta Variable para el largo plazo.

Así de simple.

La Renta Variable tiene fluctuaciones a lo largo del tiempo y normalmente a corto plazo es desaconsejable utilizar productos de este tipo porque podrías «comerte» una bajada del mercado en el momento en que necesites utilizar ese dinero y entonces la planificación sería un desastre.

Utilizando la Renta Fija a largo plazo logras diluir ese riesgo porque, a largo plazo, la Renta Variable siempre consigue obtener resultados positivos.

Mientras tanto, a corto plazo lo que tienes que buscar son productos con muy poca volatilidad, y eso normalmente lo consigues con productos de Renta Fija, puesto que sabes lo que esperar y puedes tener esa tranquilidad, a pesar de conseguir menos rentabilidad.

Por último, conforme tu objetivo de largo plazo se vaya acercando en el tiempo, deberás ir cambiando tu estrategia de Renta Variable a Renta Mixta, y cuando ya ese objetivo se encuentre a corto plazo, cambiar tu estrategia a Renta Fija para así asegurar tus beneficios.

De esta manera, estarás cubriendo tu planificación completa con la seguridad de conseguir que tu dinero siempre esté trabajando a la máxima rentabilidad posible para alcanzar todos tus objetivos 😊

👉 Diversificar para ganar

En varios artículos anteriores te he hablado de que diversificar es la mejor opción para ganar. De hecho tenemos un artículo en el que hablamos de ello, si quieres leerlo entra aquí.

Como menciono en el apartado anterior, para construir un buen plan de inversión necesitamos tener tanto productos de Renta Fija como productos de Renta Variable.

Esto se hace porque a mayor diversificación menor riesgo de pérdida.

El ejemplo más sencillo para explicarlo es el que siempre pongo:

Si vas a comprar huevos y los pones todos en una misma cesta, si esa cesta se rompe pierdes la mayoría de los huevos.

Pero si en vez de ponerlos en una sola cesta, los divides en varias, si una se rompe todavía te quedan huevos en las demás cestas.

Pues lo mismo pasa cuando invertimos. Si ponemos todo nuestro dinero en un solo producto y ese producto va mal, nuestra planificación entera sufre.

Pero si tenemos una buena diversificación, si un producto de nuestra cartera tiene un mal comportamiento podremos seguir obteniendo beneficios de los otros productos, ya que compensarán esa caída.

Así de sencillo.

invertir en renta fija 2015

👉 Conoce la mejor opción con Finanfox

Al leer este artículo puede parecer un poco complicado hacer un buen plan de inversión, porque tienes que tener en cuenta muchos factores: la edad que tienes, el plazo de tus objetivos, conocer bien el mercado para seleccionar los mejores productos en los que invertir tu dinero…

¡Para eso estamos nosotros!

En Finanfox podemos ayudarte a hacer tu plan de inversión y encontrar los productos que más se adapten a ti y a tus circunstancias.

Solo tienes que reservar tu sesión online de planificación financiera gratuita en el calendario de aquí abajo 👇

Elige el día y la hora que prefieras y te ayudaremos a sacarle el mayor jugo posible a tus ahorros 😊